¿Sabes qué es un NFT y cómo funciona?

image_pdfimage_print

NFT es la abreviatura de Non-Fungible Token (en español, “token no fungible”). Pero, ¿por qué escribimos sobre esto? Están de moda, se están convirtiendo cada vez más en algo popular gracias a la tecnología de la cadena de bloques. Expliquemos qué son y por qué han causado tanto revuelo:

Comencemos por el principio, ¿qué quiere decir no fungible?

Esto significa que es único y no puede ser remplazado por nada más. Por ejemplo, un bitcoin (como un euro o un dólar) es fungible, se puede intercambiar por otro bitcoin y seguirás ostentando exactamente el mismo activo: un bitcoin. En cambio, supongamos que intercambiamos una carta cualquiera, por ejemplo, una carta común de cualquier paquete de cromos, por un Pikachu Illustrator, que se subastó por nada más y nada menos que $250.000: este Pikachu Illustrator es no fungible, ya que es único.

Fuente: https://screenrant.com/pokemon-card-rare-expensive-pikachu-tcg-illustrator-ebay/

¿Cómo funcionan los NFT?

Una vez definido lo que es no fungible, veamos cómo funcionan los “tokens” no fungibles. La mayoría son parte de la cadena de bloques Ethereum (ETH), que es una criptomoneda como bitcoin o dogecoin, aunque su cadena de bloques es compatible con estos tokens, ya que es posible que almacenen información adicional, como, por ejemplo, este artículo, que las hace funcionar de manera diferente a, digamos, una criptomoneda ETH. Cabe destacar que otras cadenas de bloques también han implementado sus versiones de NFT.

(Para más información sobre la cadena de bloques se puede consultar el siguiente enlace).

¿Qué puedo comprar en el supermercado NFT?

Realmente se puede comprar cualquier cosa digital (como música, dibujos, vídeos, etc.), pero lo que realmente importa gira en torno al uso de la tecnología como medio para intercambiar arte digital, por eso se ha vuelto viral.

¿Puedo vender mis “tuits” virales?

Sí, no creo que nadie pueda pararte, pero eso no es realmente lo que venimos a decir. Gran parte del mundo NFT gira entorno a una evolución del coleccionismo de bellas artes, centrado en el arte digital. Aun así, cabe señalar que el fundador de Twitter vendió por 3 millones de dólares el primer tuit de la historia. Hay demanda por estos elementos digitales, hay personas que esperan que estos se revaloricen como aquellos que compraron por $390.000 un vídeo de 50 segundos de Grimes (pincha aquí para ver el vídeo y la subasta) o la persona que pagó $6,6 millones por un vídeo de Beeple (pincha aquí para ver el vídeo y la subasta).

Primer Tuit de la historia. Fuente: Twitter.com

Pero… ¿puedo descargarme el vídeo?

Sí, claro, haciendo “click” en la imagen lo podrás descargar, pero no será tuya la propiedad, he aquí la importancia del NFT, que es el instrumento que transfiere los derechos de autor y de reproducción.

En términos de colección de arte físico cualquiera puede comprar una impresión de Monet pero solo una persona puede poseer el original.

Aquella persona que tenga el Monet puede apreciarlo como arte físico, pero, en cambio, con el arte digital, una copia es literalmente tan buena como el original.

¿Qué sentido tiene entonces?

Depende de si eres el comprador o el artista… Vamos a verlo.

Soy un artista, ¿por qué me pueden interesar los NFT?

Te brindan un medio para vender trabajos por los que, de otro modo, no habría mercado. Si se te ocurre una idea genial de, por ejemplo, un “sticker digital”, ¿qué podrías hacer? ¿Venderlo en la App Store de iMessage? Por supuesto que no.

Gracias a los NFT se puede habilitar una función que permitirá que se le pague al artista un porcentaje cada vez que el NFT se venda o cambie de manos, asegurando que si el trabajo se vuelve popular y aumenta su valor, el artista recibirá una parte de esos beneficios.

Soy un comprador, ¿cómo me puedo beneficiar?

El principal beneficio es que puedes apoyar económicamente a tu artista digital preferido, pues la compra de un NFT otorga, además, otros derechos de uso básicos. Puedes publicar la imagen como foto de perfil, en tu sitio web o donde quieras, ya que eres el propietario.

En definitiva, eres dueño de arte digital, con una entrada en la cadena de bloques que lo respalda.

Esto no quiere decir que el activo vaya a revalorizarse, quizás nunca se pueda vender o, incluso, pierda valor, aquí entra en juego la variable del riesgo.

Entonces, ¿cada NFT es único?

En sentido técnico sí, cada NFT es un “token” único respaldado en la cadena de bloques, pero, como hemos comentado antes, puede haber cientos de copias por la red, la cuestión reside en que no son los propietarios del “original”.

¿Puedo comprar este artículo como NFT?

No, no está a la venta, pero técnicamente se podría vender como NFT cualquier cosa digital. Si tienes entre $1.800 y $560.000 dólares puedes comprar artículos de Quarz y The New York Times.

Quiero comprar NFT, ¿dónde puedo hacerlo?

Hay muchos marketplaces donde podrás comprar y vender sin problemas, eso sí, no están exentos de riesgos. Todo en la red está expuesto al riesgo tecnológico, desde un hackeo hasta la pérdida de la contraseña de nuestra cartera donde se almacena nuestro preciado NFT.


Autoría de la imagen: Vector de Diseño creado por Freepik – www.freepik.es

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print